Fecha: 27-09-18

 *Javier Corral, el peor gobernador de Chihuahua en los Últimos 30 años.

Por: Juan ANTONIO TORRES
 
 

JAVIER CORRAL

     Estamos a escasos siete días, de que Javier Corral Jurado, cumpla en el ejercicio del poder, sus primeros dos años, de los 5 que enmarcan su mandato constitucional, que habrá de concluir en el 2021.

                           O sea, dentro de 3 años y una semana.

                           Pero habría que preguntarnos de manera objetiva, si hoy que “gobierna”, un panista la entidad más extensa de este país, estamos mucho mejor que cuando tenía las riendas de la Primera Magistratura del estado, un priista, como fue el caso concreto del ballezano, César Duarte Jáquez.

                         Con todos sus aciertos y errores.

                         Con todo y sus latrocinios y trapacerías por doquier.

CESAR DUARTE

                         Así pues, los ciudadanos bien nacidos, pero sobre, pensantes y por demás críticos de lo que han visto en los últimos 8 años de su vida en lo que se refiere al contexto chihuahuense,  deben tener una muy clara percepción de cómo estamos hoy en relación al pasado régimen de gobierno, de Duarte.

                         Más allá de cuestiones partidistas, de filias, o de fobias, debemos ser muy serenos e inteligentes para emitir un juicio de valor, y darle una calificación, lo más imparcial que sea posible. Lo más objetiva.

                          Hoy pesa en el ambiente estatal,  para nadie es un secreto, una calificación más que reprobatoria, en contra de Corral Jurado, por lo que no hacho, y lo que ha hecho,, lo ha realizado muy mal. Es un clamor generalizado, un murmullo a voces.

                         Así de simple, así de sencillo.

                         Es un hecho que en la gran mayoría de las asignaturas de su administración  el gobierno corralista está más que reprobado:

                        Pero hay dos en las que no hay atisbo de duda

                         Seguridad, y obra pública.

                         En estos dos rubros torales o medulares para toda administración o gobierno,, los pésimos resultados exhiben la carencia de estos dos elementos para detonar el crecimiento, el desarrollo de una sociedad como Chihuahua y como todas las de este pIs, que quieren salir del atraso, de la opacidad en todas sus vertientes.  

                           En lo referente al primer rubro, ya van más de dos mil ejecuciones o crímenes dolosos a lo largo y ancho de la vasta entidad, que han postrado a la población en el miedo, en el temor, en el desasosiego, la intranquilidad, y no es para menos,  porque los asesinatos han privado de las vida a líderes empresariales, académicos, patriarcas menonitas, funcionarios policiacos, periodistas, servidores públicos, luchadores sociales, cuyas muertes, duermen el sueño de los justos y no se ha logrado dar con el paradero de los autores intelectuales y materiales.

                        Lo que viene a concretarse en una sola palabra:

                        La impunidad.

                        Simplemente en los últimos tres días, se vio por demás sacudida la opinión pública, por el asesinato de un joven capitán de la Iniciativa Privada de Parral, luego un joven que fue ejecutado en las inmediaciones de Cuauhtémoc, y al día siguiente, el homicidio de un empresario en el ramo educativo. Sin soslayar, el levantón de un menonita por presuntos integrantes de una gavilla de la delincuencia organizada, también en la región de Rubio.

OSCAR ORNELAS

                      Qué decir días más atrás, con el atentado en contra del Doctor, Juan Blas Godínez, edil de electo de Gómez Farías, y la ejecución de cuatro efectivos de la Policía. Estatal Única, en la zona del municipio de Bocoyna.

                      Lo más estrujarte y terrible es que estos crímenes se cometieron a pleno sol, pero lo más grave y penoso, es que no se ha detenido ¡a nadie!

                      Y entonces para qué están nuestras autoridades de los tres niveles de gobierno. Y no se diga, las corporaciones policiacas, que no dan ni con los autores materiales, mucho menos con los autores intelectuales,

                     Pero lo terrible de esta triste realidad en la que hoy estamos inmersos los chihuahuenses, es que el inquilino del palacio, Javier Corral, no da la cara, se esconde como los avestruces.

                   Y cuando se ve hostigado por los escasos medios de comunicación, y periodistas, que se atreven a cuestionar sus crasos errores, sus graves omisiones , no los pela, o los ignora.  Así nomás.

                   Todo se le resbala, o mejor dicho le vale madre.

                   Su soberbia, es de no creerse, como si en estos dos años, ya hubiera logrado una espléndida gestión en su quehacer administrativo.

                   Le importa una pura y dos con sal, si lo critican porqué no acude a darles el pésame a los deudos de los policías caídos en Bocoyna, o también sino asiste con la familia del edil electo de Gómez Farías, Blas Godínez, quien fue atacado por un pistolero y lo dejó gravemente herido.

                    Para defenderlo de las múltiples críticas que se emitieron en su contra en las redes sociales, desde las oficinas de prensa, se dijo que no estaba en la agenda del Ejecutivo estatal, asistir a dichos funerales, en el caso de los policías asesinados en San Juanito, municipio de Bocoyna, y en la convalecencia del también galeno, Juan Blas Godínez, quien se ha ido recuperando de las graves lesiones que le dejó el balazo en la cabeza.

                       Eso sí, no puede dejar de asistir a sus “carreritas” en las que participa muy seguido y ha impuesto desde que asumió las riendas del poder en Chihuahua.

                     Lo hace como un distractor de tantas broncas y problemas que nomás no resuelve. Una cortina de humo pues. Se ve muy burda esta maniobra.

FERNANDO BAEZA

                      Y en el renglón de la obra pública, que se ha hecho.

                      Y la respuesta es más que obvia. Nada. No se ve por ningún lado la obra pública, llámese, carreteras, hospitales, escuelas, puentes, no obstante que ya ha solicitado varios créditos a la banca privada, porque los apoyos desde el gobierno federal,  los tiene totalmente cerrados por tanto encontronazo que se ha dado con el titular del Ejecutivo federal, Enrique Peña Nieto. Y así seguirá hasta el 30 de noviembre próximo, el último día que ejerza su autoridad política el mexiquense.

                          De ahí pues que Chihuahua, cada día que pasa, cada día que nos atrasamos más. En muchos aspectos.

                          Que se sustenta en el pésimo gobierno de Javier Corral.

                          No son pocos los que se preguntan, si en los dos primeros años de desgobierno de Corral, así estamos, ¿como estaremos cuando ya vaya de salida? En su cuarto y quinto año de gobierno.

                         No es una exageración decir que Chihuahua, se está saliendo de control en lo que se refiere a la seguridad, a la violencia. Estamos volviendo a los tiempos idos de Reyes Baeza. Cuando se respiraba el miedo. Casi se tocaba en el ambiente.

REYES BAEZA

                         Mucha gente no duda en señalar que estamos ante el peor gobierno que hayamos tenido los chihuahuenses en los últimos treinta años.

                          Si usted compara lo poco que ha hecho hoy, Javier Corral, en nada se parece a lo que realizó, César Duarte en todos y cada uno de los rubros de su gobierno.

                          Con todo y sus pillerías.

                          Duarte encantaba serpientes.

                          Reyes, con todo y el flagelo de la violencia que lo rebasó, y la mucha corrupción que tuvo, hizo un mejor gobierno que lo que ha logrado Corral.

                          Frente a Patricio, Corral, no tiene nada que hacer. Con todo y lo depredador que fue Patricio en lo que se refiere a predios, ranchos y terrenos de los cuales se despachó con la cuchara grande.

PATRICIO MARTINEZ

                          Fernando Baeza, es bien recordando, mucho mejor que su sobrino Reyes. Ni que decir frente a Él Talegas, Corral.

                          Francisco Barrio, también panista, no tenía un trato tan hosco, tan lleno de soberbia como lo tiene su ahijado político. Tenía mucho más tablas políticas, el hombre oriundo de Satevó, más trato, mucho más carismático.

                          No era hormonal, bipolar como Javier Corral. Se podría dudar de muchas cosas de Barrio, de sus preferencias políticas del PRI o del PAN, pero no de otro orden, en que se pusiera en tela de duda sus presencias sexuales, como hoy se ponen en el tamiz de Corral Jurado.

                         El extinto, Óscar Ornelas, fue un gobernador al que se le recuerda, como un hombre probo, serio, un político que nunca tuvo como su premisa de vida, el enriquecerse a costa del erario público, como si le ocurrió a la mayoría de los que le sucedieron.

FRANCISCO BARRIO

                        Si usted hace una comparación, de Javier Corral, frente a sus antecesores, lo más probable es que va a quedar en una franca desventaja, muy abajo en cuanto al ranking de gobernadores que han transitado por la Primera Magistratura de la entidad.

                        Ponerlo frente a otros como Manuel Bernardo Aguirre o Óscar Flores Sánchez, sería un insulto para su memoria.

                        Y ahora que Morena, tiene mayoría en las dos cámaras, que podría ocurrir si se aprueba la revocación del mandato para los pésimos gobernantes que dejan mucho que desear y que solo llegaron a esos espacios de privilegio para robar a manos llenas, con sus fieles testaferros.

                         No es un secreto decir, que López Obrador, no soporta, no traga a Javier Corral, por falso, por hipócrita, por tener un doble discurso.

AMLO

                          El tabasqueño, debe de enterarse como andan las cosas en Chihuahua para dar un golpe de autoridad, un viraje a lo que está haciendo un gobernador que está totalmente desahuciado por el tejido social, que ya no lo traga, ya no lo acepta, que ya quisieran que se fuera a su casa, para que los daños sean solo en detrimento de su perra Greta, o de su gata, Medea, y lamentablemente de su compañera de vida, Cinthya, que se ve apagada, triste, taciturna, por más que haya sido un lucero en la vida, del personaje que despacha en el palacio de gobierno, que ya perdió el rumbo, que ya levita, que se volvió loco, por aquello de que a los hombres inteligentes el poder los marea, y a los imbéciles, los vuelve locos…

 Derechos Reservados www.dossier.com.mx © 2005-2016

ContactoExpresion de la criticaContrapoderInicio